InicioReseñasCómicsUn superhéroe para el pueblo

Un superhéroe para el pueblo

Cae la noche en Bolt City… ¿A qué peligros tendrá que enfrentarse su heroico defensor?

Pues depende, la verdad. Porque tampoco es que haya ninguna invasión alienígena, ni el ataque de unos seres provenientes de una dimensión paralela, por no comentar la aparición de una galería de chiflados enemigos a los que apalizar una y otra vez…

No, las noches de vigilancia de Chico Sombra son bastante más tranquilas. Y lo que su vista de halcón no alcanza a ver le es informado por una densa red de colaboradores que habitan en esta gran urbe.

Es por eso que, bueno, para matar el aburrimiento se dedica a ayudar a sus conciudadanos de otras maneras, echándoles un cable con las tareas más cotidianas, como puede ser ordenar unas estanterías o realizar tareas domésticas de lo más variado.

Pero claro, si la cosa quedara así, esta historia protagonizada por un joven superhéroe sería de lo más sosa, sin chicha alguna, por lo que el argumento da un vuelco cuando el protagonista se topa con una pandilla de niñatos gamberros, hijos de papá que no tienen otra cosa que hacer que tirarse a la calle, ensuciar y molestar a los demás (ejem, vaya, ¿de qué me suena esto…?).

El detalle que hace que la violencia estalle es el maltrato que un pobre perro está sufriendo por parte de los pandilleros, por lo que las tortas y los zascas no tardan en hacer su aparición, demostrando que no hay que reírse de Chico Sombra.

Uno de estos niñatos «buenos para nada» resulta ser el hijo de un poderoso industrial que forma parte de un misterioso grupo, el “Equipo Fango”, cuyos oscuros planes, debido a esas casualidades que de vez en cuando se dan en la vida, van a meter al valiente protagonista en una de sus mayores aventuras, en la que tendrá que enfrentarse a matones embutidos en poderosos trajes de combate, y tratará de resolver un enigma que comienza con una simple llave…

¿Qué abre este objeto? ¿Qué relación tiene con las oscuras maquinaciones de los villanos de la historia?

Todo esto y mucho más os vais a encontrar en un cómic creado por Ben Sears, nombre que a la mayoría de vosotros igual no os suene demasiado, pero si sois amantes del mundo de la animación, y os digo que él ha sido uno de los nombres tras la creación de la ligérsica y filosófica serie Midnight Gospel, igual ya lo ubicáis.

Sears, en ésta su primera obra publicada en nuestro país, crea un entretenido argumento, en el que el mal proviene (como en la vida real) de los grandes holdings, esas mega empresas a las que, sin saberlo nosotros, estamos atados por invisibles hilos, y nos manejan como marionetas, marcando el paso de nuestras existencias.

En el apartado gráfico, Sears bebe del estilo cartoon y lo lleva a su personal terreno, sumergiéndonos en una ciudad que rodea a sus habitantes como un gran coloso en bitono, con extraordinarias páginas en las que detenerse para contemplar la infinidad de detalles que las pueblan.

Menos mal que en este mundo ficticio existe Chico Sombra, que con determinación y buenas intenciones, y una “ayuda” inesperada, tratará de detener el malvado plan de los malosos.

Chico Sombra

Autor: Ben Sears

Tapa blanda

Bitono

132 págs.

17,90 euros

Ediciones La Cúpula

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimos artículos

Línea Cinética