InicioReseñasCómicsEse rosado objeto de deseo...

Ese rosado objeto de deseo…

Cuando alguien dice “¡Qué vida más perra”, seguro que no se refiere a la de esta peculiar pareja de canes…

Y es que los protagonistas de este nuevo cómic de Ralf König mantienen una peculiar relación, por llamarla de alguna manera. Seguro que muchos de vosotros ya les conocéis: Al es un perrito pijo, que vivía una mimada existencia junto a su octogenaria propietaria, acostumbrado a la alta cocina. En la actualidad su vida es un auténtico infierno ya que, además de aborrecer la comida que su dueño le da, tiene que aguantar los comentarios y “peligrosos» acercamientos de Roy, su compañero de piso, un grandote perro callejero, bonachón y con una mirada indescifrable.

Juntos van a mantener profundas conversaciones sobre un punto de la anatomía de Al que tiene totalmente embobado a Roy, y que no puede parar de observar y elogiar, ya que su rosado color, su redondez y brillo le atraen como la miel a las abejas.

Para los que no hayáis adivinado de qué se trata tan solo tenéis que mirar bien la portada de este comic, y justo ahí tenéis la respuesta…

Los lectores del alemán Ralf König ya conocéis su tipo de humor, sin ningún tipo de cortapisas, va directo a la retina y no se corta ni un pelo.

La Cúpula ha editado en nuestro país toda su obra, lo que le ha convertido en un autor de culto, seguido no sólo por ese público homosexual que se siente muy identificado por muchas de sus historias, que narran el devenir cotidiano de esta comunidad, ya que además lectores y lectoras de todas las tendencias sexuales se lo pasan pipa con sus obras.

La verdad es que es inevitable esbozar una sonrisa, incluso dejar escapar una carcajada con las peripecias de estos perretes, ya sea con el nacimiento de un forúnculo en cierta parte de la anatomía de Al, o el severo castigo que este recibe por parte de unos amigos de la pareja de propietarios de los canes, por no mencionar la fuga que el pequeño terrier realiza, descubriendo que la familia de sus sueños existe, pero…

Pero claro, para saber lo que le ocurre a Al tendréis que sumergiros en estas páginas creadas por el autor de El condón asesino, entre muchos, muchísimos otros cómics (para más información, visitad la web de la editorial).

La verdad es que ser perro no es tan malo, o si no que se lo digan a los portas de este cómic…

Roy & Al ¡Muy machos!

Autor: Ralf König

Tapa blanda

Color

66 págs.

14,50 Euros

Ediciones La Cúpula

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimos artículos

Línea Cinética